miércoles, 26 de marzo de 2008

Lucky

Llovia tanto que daba miedo. Llovia tan poco que daba pena. Llovia tan fuerte que daba bronca
Yo caminando me senti con suerte.
Tengo un alma en el bolsillo. Tengo un arma en el reloj

2 comentarios:

kdekarma dijo...

Amo este blog!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Cherry~ dijo...

Me hacés acordar tanto a mi cuando escribis. Esa incoherencia que invade nuestros dedos para poder escribir palabras que luego al releerlo no tienen sentido. Pero pueden llegar a expresar tanto. La poesía del rojo
Muchos besos